Delirios de una mente trastornada

Falta, falta mas…


Se abren las botellas,
la gente empieza
a hablar.
El silencio
se hace incomodo,
entre mas se toma
mas verdades empiezan a aflorar.

La voz se intensifica,
los manerismos
empiezan a
frecuentar
las miradas voyeristas,
que con su luz
destruyen el imperfecto velo
de esas escusas de personalidad.

Esa misma
que es derribada
con la ebriedad

Se abren más botellas,
la gente empieza a callar
y caen en sueños
sobre un mundo ficticio
en el que no tengan
que dejar de tomar
ese suero de la verdad.

Foto sacada de aqui

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s